Crear cuenta / - Bitacoras.comAgregador → Enlace permanente ¬

22puntos votar

Ampliación

Esperar. Tergiversar la nada. No se me ocurre qué más hacer. Salgo al balcón a fumar. El callejón parece un decorado barato. Es tan estrecho que si estiro el brazo casi puedo tocar el edificio de enfrente. Una farola basta para iluminarlo. Huele a orines y a comida china. Doy una calada, suelto el humo y miro hacia arriba. Veo una banda de cielo amoratado. A la izquierda la plaza comienza a relajarse. Algún taxi que pasa, grupos que se disuelven. Me reclino sobre la barandilla. Miro hacia dentro. La cámara sigue en el centro de la cama. ¿Eres fotógrafo? Llamé al portero automático. Silencio. Insistí. Poco después me respondió un zumbido. Subí. Encontré la puerta de la pensión abierta. En el pasillo de la entrada una cómoda hacía de mostrador. El chico me esperaba de pie. Mientras rellenaba la ficha de huésped, se fijó en la cámara que colgaba de mi hombro. ¿Has visto la cola de ahí abajo? Sí, me había fijado. Había venido corriendo desde el parque, buscando calles concurridas, sin saber muy bien adónde ir, si...
tags
Continuar leyendo

Recomienda esta anotación por e-mail

Ayúdanos a hacer de Bitacoras.com un servicio mejor para todos. Lee nuestros consejos.