Crear cuenta / - Bitacoras.comAgregador → Enlace permanente ¬

0puntos votar

La púrpura rasgada, Emperatriz Teodora (501-548)

En Rávena, una pequeña ciudad italiana alejada del gran centro de poder que era en el siglo VI Constantinopla, unos imponentes y bellos mosaicos nos muestran a una de las emperatrices más excepcionales del Imperio Bizantino. Teodora, de quien poco se sabe a ciencia cierta pero de quien se dijeron multitud de calumnias, aparece en San Vital elegante con su manto púrpura decorado en su parte inferior con una cenefa en la que se han bordado finamente a los tres Reyes Magos al estilo persa. Como ellos, Teodora porta una ofrenda, un cáliz, para la iglesia. Esta imagen solemne, elevada, contrasta con las palabras que Procopio de Cesarea le dedicó en su Historia secreta. Lo que sí es cierto es que Teodora, aunque tampoco su esposo, el emperador Justiniano, tenía un origen noble. Pero la gran emperatriz bizantina supo escalar hasta uno de los tronos más importantes de la Antigüedad Tardía y no sólo ejercer como emperatriz consorte, sino gobernar con eficacia, mano dura y decisión. La hija del guardián de ososTeodora ...
tags
Continuar leyendo

Recomienda esta anotación por e-mail

Ayúdanos a hacer de Bitacoras.com un servicio mejor para todos. Lee nuestros consejos.

Ningún usuario registrado ha votado aún.