Crear cuenta / - Bitacoras.comAgregador → Enlace permanente ¬

62puntos votar

Carpaccio de remolacha y apionabo

Tras una intensa semana marcada por la contundencia de las alubias y los huevos con boniato y sobrasada, cambiamos de tercio con una receta ultraligera y 100% apta para crudívoros. Sus dos ingredientes principales, la remolacha y el apionabo (o raíz de apio), se suelen comer cocidos, pero aquí los plantamos en el plato sin pasar por el calor por lo que resultan mucho más refrescantes. La única manera de consumir estas raíces crudas sin sentir que estás mordiendo un taco de madera es cortándolas en láminas muy finas. Lo ideal es hacerlo con una mandolina, pero si no tienes este utílisimo trasto en casa puedes utilizar un pelador normal. El macerado con limón y aceite logra también que las hortalizas pierdan un poco de su rigidez y se hagan más agradables en la boca. Para una textura todavía más blanda, siempre se pueden escaldar unos segundos en agua hirviendo, aunque el plato pierde así parte de su gracia, que es la textura crujiente. Es sorprendente cómo cambia la remolacha al tomarla cruda: yo diría que sab...
tags
Continuar leyendo

Recomienda esta anotación por e-mail

No se ha detectado ningún blog que referencie esta entrada.